Boca sana para una cuerpo sano

La importancia de unas encías saludables.

Tu boca indica tu salud. Gt-Medical.

Tu boca indica tu salud. Gt-Medical.

Una buena salud bucal puede evitar ciertas enfermedades.

Como siempre, es mejor prevenir que curar. La salud bucal es muy importante para que estemos bien, por lo que es necesario que nos preocupemos de hacernos el hábito de lavarnos los dientes de la forma adecuada y que vayamos al dentista como es recomendado. Las visitas regulares al dentista pueden hacer más que mantener su sonrisa atractiva: pueden decirle mucho al dentista sobre su salud en general, incluso si puede o no estar en riesgo de una enfermedad crónica. Es importante acudir al dentista regularmente, al menos dos veces al año, sobre todo en los niños, donde viendo los dientes, además, se puede detectar una mala nutrición, alteraciones del crecimiento y del desarrollo y una mala alineación de la mandíbula. Su dentista podría ser el primer proveedor de cuidado de la salud en diagnosticar un problema de salud en su etapa inicial.

Si no cuida sus dientes y encías, su mala higiene oral puede causar otros problemas de salud.

Nuevos estudios sugieren que la salud de su boca es un reflejo de la condición de todo su cuerpo. Por ejemplo, cuando su boca está saludable, lo más probable es que su cuerpo en general también goce de buena salud. Según la Academia de Odontología General, existe una relación entre la enfermedad de las encías (periodontal) y complicaciones de salud como un accidente cerebrovascular y enfermedad cardíaca. Investigaciones muestran que más del 90% de las enfermedades sistémicas (enfermedades que afectan a varios órganos o a todo el cuerpo) tienen manifestaciones bucales, incluyendo encías inflamadas, úlceras en la boca y sequedad de boca. Ejemplos de estas enfermedades sistémicas son la diabetes, la leucemia, el cáncer oral, el cáncer de páncreas, la enfermedad del corazón, la enfermedad renal; por lo que, al darse cuenta de que tenemos una enfermedad oral, podríamos identificar un síntoma de una enfermedad sistémica y pasar de nuestro dentista a nuestro médico.

De acuerdo con la Oficina del Director general de Salud Pública, el dolor oral y facial puede ser en gran parte debido a infecciones de las encías que sostienen los dientes y pueden conducir a la pérdida de los dientes. La gingivitis, la primera etapa de la enfermedad de las encías, y la enfermedad de las encías avanzada afectan a más del 75% de la población estadounidense. Las infecciones orales pueden afectar los órganos principales. Por ejemplo, el corazón y las válvulas cardíacas pueden inflamarse por endocarditis bacteriana, una condición que afecta a las personas con afecciones cardíacas o cualquier persona con tejido cardíaco dañado. La digestión comienza con los procesos físicos y químicos en la boca, y algún problema aquí puede causar insuficiencia intestinal, síndrome del intestino irritable y otros trastornos de la digestión.

 

Adquirir buenos hábitos

Podemos concluir tras los datos obtenidos que adquirir unos buenos hábitos de higiene bucal nos evitará muchas afecciones corporales, que posiblemente no tendríamos asociadas a los cuidados bucales, por lo que recomendamos cuidar la salud bucal todos los días con unos buenos hábitos:

– Cepillar los dientes durante dos o tres minutos, por lo menos dos veces al día, con pasta dental fluorada.
– Utilizar hilo dental diariamente para eliminar la placa de los lugares que tu cepillo no puede alcanzar.
– Comer una dieta saludable para proporcionar los nutrientes necesarios (vitaminas A y C, en particular) para prevenir la enfermedad de las encías.
– Evitar los cigarrillos y el tabaco sin humo, que puede contribuir a la enfermedad de las encías y el cáncer oral.

 

En el siguiente enlace, podemos encontrar también qué alimentos perjudican la salud bucodental según ADA (American Dental Association):
Alimentos perjudiciales para la salud dental.

 

 

Fuentes:
Vix.com, Delta Dental, ADA.

21 septiembre, 2018 Eventos , , , ,
TRANSLATE »